Abbott A Abbott Mama Mexico Abbott: A Promise for Life
¿No es residente de México? Haz clic aquí.

Desarrollo de huesos

Huesos sanos en cuerpos sanos

¿Sabías que hay 206 huesos en el cuerpo de un adulto? Los huesos forman la estructura al cuerpo y protegen a los órganos. Hacen posible que caminemos, corramos y nos movamos. El desarrollo del esqueleto se produce con mayor rapidez en los bebés, y los huesos crecen y se fortalecen en la niñez. Tienen que durar para toda la vida de modo que debemos comenzar con huesos fuertes y sanos.

La masa ósea máxima se alcanza entre los 10 y los 18 años de edad. Los niños con menor masa ósea podrían tener un mayor riesgo de sufrir fracturas. Para formar los huesos se necesita ingerir calcio continuamente. Los huesos absorben el calcio para crear una especie de "cuenta bancaria". La masa ósea disminuye en todos los adultos –algunos expertos dicen que alrededor de la edad de 30 años- de modo que cuanta más masa se forme de niño, más fuertes serán los huesos en el futuro.

Consejos para tener huesos sanos

  • Amamanta a tu hijo por la mayor cantidad posible de tiempo
  • No te olvides del calcio – asegúrate de que la leche y otros alimentos con alto contenido de calcio sean parte de la dieta diaria de tu hijo (se recomienda 500mg/día para los niños de 1 a 3 años)
  • Una dieta equilibrada – incluye las vitaminas y los minerales necesarios para la salud de los huesos
  • Absorbe todo lo que puedas – la vitamina D es necesaria para la absorción del calcio. Si alimentas a tu bebé con fórmula, escoge una fórmula sin aceite de oleína de palma que maximiza la absorción del calcio
  • Sé activa – hacer ejercicios es fundamental para el desarrollo de los huesos por eso, asegúrate de brindar la oportunidad para realizar actividad física segura, adecuada a la edad, de forma regular

Los nutrimentos que los huesos necesitan

Ciertos nutrimentos son especialmente importantes para el desarrollo de un esqueleto fuerte y saludable. Algunos de estos nutrientes son:

  • Calcio – responsable de la construcción, la formación y el mantenimiento de los huesos y los dientes
  • Vitamina D – promueve la absorción del calcio y ayuda a formar y a mantener huesos fuertes
  • Fósforo – se combina con el calcio para formar el fosfato de calcio, que es la sustancia que le da la rigidez al esqueleto
  • Magnesio – aproximadamente 50% del total del magnesio del cuerpo se encuentra en los huesos y contribuye a la estructura física de los mismos